15 octubre 2010

Louis Aragon

Confiado que lo encontraría en la antología de la poesía surrealista de Aldo Pellegrini, he perdido el rastro del "Poema para gritar entre las ruinas" de Louis Aragon. Lo vi en algunas revistas que estuve hojeando ayer, no recuerdo cuál. La exploración esta noche no tuvo éxito. Pasados varios minutos, el barco encalló en un islote llamado "Sueño".  En Internet, obviamente, se menciona, pero no se reproduce. Entonces, decido por éste de la afamada Antología. Después, apagaremos las linternas. Mi perro duerme en el piso del camarote orientado hacia el hueco del edificio.





Persona pálida





Más mísero que las piedras
                         triste a más no poder
                         el hombre escuálido
el atril hubiera querido aniquilarse
Qué frío El viento me penetra en el sitio
de las hojas
de las orejas muertas.
Solo como patalear para ahuyentar el frío
con qué pie iniciar la semana
Un silencio que nunca acaba
Ni una palabra tierna para engañar al invierno
La sombra del alma del amigo La escritura
tan sólo las señas
                         Mi sangre daría una sola vuelta
Los sonidos se pierden en el espacio
como dedos congelados
Nada más
                que un patín abandonado en el hielo
El fulano
            a través de él se ve el día





Louis Aragon (1897/1982, París, Francia)
De: "Feu de joie"
Traducción: Aldo Pellegrini

Enlaces: El poeta ocasional
Imagen: picses.eu



2 comentarios:

  1. Humildemente le invito a leer mi traducción
    http://cadenciasparalelas.blogspot.ca/2015/08/louis-aragon-poema-para-gritar-en-las.html

    ResponderEliminar