14 febrero 2011

Malcolm Lowry





Xochitepec






Esos animales que nos seguían en sueños
son devorados por la aurora, pero, ¿qué hacer con los
que nos cazan, olfatean, nos asaltan en la vida, rodean
por encima de ella, panza arriba, cazan nuestros
                             proyectos
de construcción, con fantasmas del delirio,
símbolos de muerte, heráldicos, y sombras,
amenazantes? -justo antes de dejar Tlalpam
nuestros gatos yacían temblando bajo el magüey;
un sentido había escapado, y ahora murió, con ellos,
el chico los balanceaba medio muertos, abajo en la
                             hondanada,
donde ahora entramos, y cuyo nombre es infierno,
pero nuestra última noche aún tiene su animal:
el cachorro, en el cabaret, obsceno,
dando vueltas de campana y ensuciando todo el suelo
y atándose a sí mismo a ese horror
de nuestra última noche: mientras el día final
cuando me sentaba encorvado, conservado en mescal,
unos tipos arrastraban dos cervatillos dando coces por el
                            hotel
y los degollaron, tras la puerta del bar...





Malcolm Lowry (Liverpool, 1909 / Ripe,  1957, Inglaterra)
De. "Poemas", Colección Visor de poesía, 1995
Traducción: M Antolín Ratto 

Imagen: 5ciclos.wordpress.com

No hay comentarios.:

Publicar un comentario