Lugares, dos




Bajo Belgrano: la curva





el camino no se curva –corrijo al recuerdo – sino a la altura del segundo monobloc.
El bullicio de los loros y la sombra que se escurre
alertaron sobre el recuerdo,
cómo erosiona.
Reposo del ciclista bajo el verde de un paraíso que estalla cada tanto.
Otro verde ondula en el campo de golf como una melodía,
                  un tono
contrapuesto al del fondo:

cerca del río
truena el avión que volará de los árboles


Este texto no dice casi nada. Aunque no es suficiente, la página dice unas palabras Sólo pretendí escribir la verdad: un avión que vuela de los árboles.  Descanso  a la sombra de un paraíso o de una tipa cerca de la cancha de Excursionistas y del pavimento que circunda el campo de golf. Desde la alameda hacia la costanera se observan las copas de unos árboles. Más allá de los árboles, hacia la derecha, la pista del Aeroparque. Los aviones apenas levantan vuelo surgen detrás de los árboles. El realista dirá: "parece que despegan de los árboles..." y no escribe poesía.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...