20 junio 2012

Nosotros, los de entonces, ya no somos los mismos


Unos poetas, editores de blogs, han cometido el desacierto de publicar algunos textos míos. Por mi parte, gracias. A mi agradecimiento lo acompañan mis disculpas. Los textos publicados, estuvieron o permanecen en un proceso de recomposición (o descomposición) para alcanzar la "mejor" expresión. En consecuencia, esos textos, en dos o tres palabras o versos completos,  no coinciden con los publicados en mi blog a la fecha o los de mi archivo electrónico. 
Ya sabemos lo de Borges. Estoy obligado a considerar mis palabras en una estructura del género como un raro organismo en actividad, extraplanetario, que se traduce a sí mismo en búsqueda de lo inalcanzable.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario