11/12/12

Carina Sedevich





19



Yo sé que en algún lado nuestro amor existe
como existen los esteros y los ríos.

Ajeno a nosotros como si fuera un hijo.
Un hijo que se fue.
Y lo pensamos.

En algún lado, le damos nuestro cuerpo.
Le damos todavía nuestros gestos.
Nos preguntamos.

En nuestra memoria es tan distinto
como cada día que tuvimos.

Hasta podemos saborear su sangre
como después de un puñetazo.

Porque hoy nuestro amor no nos asiste.

Aunque esté erigido en algún sitio
o fluya sobre un cauce
o se haga brasa.






De: "Como segando un cariño oscuro", Ediciones llantodemudo 2012               





Soy una cosa 
voy a dejar sin mí
las otras cosas
voy a dejar de repetir 
las cosas
debajo de la luna
cuando amaine.

No contaré
los gramos de lo hermoso
ni moleré
ni iluminaré
ni contendré lo duro
de las cosas.

Mi sed
mi hambre
mi frío
son pequeñas
cosas dentro de otra cosa

y morirán. 




iii






Ahora
la luz de la luna hace visibles
ciertas ramas del pino.

Pronto se van a borrar
como la sombra
de un cuerpo en otro cuerpo
demasiado cercano.



xiii





Un pájaro
de las mañanas frescas
canta.
Jura
sobre el otoño
que vivo.



De: "Cosas dentro de otra cosa", Ediciones Lítote, 2000






Fuente: Google+

Carina Sedevich (1972, Santa Fe, Argentina)



No hay comentarios.:

Publicar un comentario